¿Amor al equipo? o ¿amor al jugador?

Corría el año de 1995 y yo tenía escasos 9 años de edad, con dolor vi perder a mis Pittsburgh Steelers el super bowl XXX, sin duda un trago muy amargo para cualquier Niño de esa edad, cuando eres pequeño las aficiones se forjan por ver un equipo campeón, sin embargo mi espíritu de Acero se forjó en la derrota; era obvio que no conocía a todos los jugadores, no me sabía el roster completo y ubicaba a las estrellas del equipo, dentro de esas estrellas, se encontraba mi primer ídolo en el fútbol americano, su nombre Kevin Greene, aún lo recuerdo golpear a los oponentes mientras su cabellera rubia volaba por los aires, no era muy común ver a un jugador de esas características en ese tiempo, sin embargo el destino me tendría otra desagradable sorpresa, en 1996 se iría a jugar a los Carolina Panthers, nunca más lo volvería a ver jugar con mi amado equipo.

Después de eso pensé, Rod Woodson, es el mejor jugador no solo de la defensiva, ¡sino de todo el equipo! El 26 sería mi nuevo favorito, solo sería un año mi favorito, 1997 estaría vistiendo los colores de San Francisco.

Entonces, tenía otro jugador favorito, llamado Yancey Thigpen, no era el más rápido, el más fuerte o el mejor, pero vestía los colores de los Steelers y eso era suficiente para que fuera uno de mis favoritos, para 1998, estaría en los Tennessee Titans.

Ok, no pasa nada, los jugadores favoritos son todos los que visten el uniforme, cuando Yancey emigró, volteé a ver el número 37, nuestro ahora Coach de la defensiva secundaria Carnell Lake, 1999, estaría con los Jacksonville Jaguars.

Para el año 2000, había un jugador poco conocido pero que me agradaba su estilo de juego, Alan Faneca, aquí la racha se corto un poco, pero tarde o temprano llegaría, 2008 marcaría el año en que jugaría con los New York Jets, esto por disputas contractuales con el equipo.

Y tal vez el golpe más duro durante todos mis años de aficionado ha sido el día del retiro de Troy Polamalu, hablar de él, es hablar de un jugador distinto, uno especial. Él, a diferencia de los antes mencionados y con tal vez 2 o 3 años más en el tanque, decidió retirarse y no vestir otros colores, mismo caso que Hines Ward.

Pensé, ese es el camino que todos los jugadores que han vestido el black & gold deberían seguir, sin embargo en 2013, después de no aceptar un recorte salarial, James Harrison dejaría el equipo y firmaría con los Cincinnati Bengals, lo irónico, es que firmaría por una cantidad menor que la que hubiera cobrado en Pittsburgh con la reducción de su salario.

En días pasados se dio la noticia de que los Pittsburgh Steelers, cortaban a James Harrison, y el día de hoy antes de cerrar esta nota, James estaba a punto de firmar con el odiado rival, New England Pats.

¿Culpar al equipo? O ¿culpar a James? Y si, James es un histórico, prácticamente nos dio un Lombardi y tiene el récord de más capturas del equipo, sin embargo esta temporada prácticamente no jugaba, decir que debía jugar, que se le desperdiciaba, es injusto al trabajo de los entrenadores, ellos están ahí día a día y saben en qué condición está cada jugador, en lo personal las veces que lo vi jugar, lo vi lento, y en el actual esquema defensivo los linebackers externos cubren mucho el pase, las aptitudes físicas de James, ya no daban para eso.

Leí sinfín de comentarios descalificando al equipo y satanizando a Mike Tomlin, incluso deseando que el equipo perdiera partidos por cortarlo, aquí es donde me pregunto ¿un verdadero fan desearía la derrota de su equipo?.

Hoy James forma parte de la franquicia más tramposa de la historia, pudiendo tomar el camino de Troy y Hines, pero decidiendo seguir los pasos de Rod, Kevin y Alan, esos fans, ¿desearán que se lesione?, esos fans ¿le desearán un mal a James?.

Es por esto que yo les pregunto a todos ustedes, ¿amas al equipo? o ¿amas al jugador? No perdamos de vista que la NFL es un negocio y como tal hay que verlo en estas situaciones.

Estás en Ciudad de Acero!.

Categorías:Jugadores, Opinion

3 respuestas

  1. Me duele mucho esta noticia más porque Tomlin sia sus mas de 10 temporadas de experiencia sigue cometiendo Novatadas.
    Necesita aprender más rápido.
    La lesión de AB orilló a tomar este riesgo.
    No olviden que 5-0 está lesionado y su lugar está siendo ocupado por Sean Spence que ha tenido Cero preparación (ese si se ve lento) LJ Fort que ya fue cortado por el equipo y solo con los Browns ha sido titular.
    Otra mala decisión del HC de segunda mano que se tiene en Blitzburgh.

    Me gusta

  2. No pasa nada, estoy seguro que el corte se dio más por su actitud frente a los micrófonos que por su baja de juego. Los líderes de un equipo deben ser responsables con sus declaraciones y Harrison venía quejándose mucho por su poca participación, eso no se debe hacer ni aunque seas el líder histórico en sacks. Como bien señalas en la nota, se fue a Bengals aceptando menos dinero que el que le ofrecía Steelers, ahora se va con el rival directo por el campeonato de la AFC. Siempre se le recordará por sus buenas actuaciones, pero también habrá que considerarle sus decisiones de firmar con dos de los equipos que tienen más rivalidad con Pittsburgh.

    Me gusta

    • Entendemos que es un negocio, pero precisamente, ¿por qué irse a los rivales odiados? Además, suena cada vez más fuerte el rumor de que el fue quien le pidió su corte al Coach Tomlin

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s